miércoles, 18 de junio de 2008

El infierno son los otros

Mi vecino pone la televisión demasiado alta; Al camión de la basura le chirría toda la maquinaria; El autobús urbano tiene el comienzo de línea debajo de mi ventana; Mi compañera de enfrente no para de dar golpes en la mesa con el anillo; Los de la empresa de al lado siempre aparcan en doble fila; El portero de la casa de enfrente arrastra los cubos de la basura por la acera demasiado temprano; Los estudiantes del segundo montan fiestecita todos los fines de semana; La señora de la limpieza no para de silbar; Mi jefe se lima las uñas en público; El garaje aparece lleno de meados cada fin de semana; La acera está plagada de mierdas de perro: de la hierba del paseo ni hablamos; La gente se queda en la calle hablando a voz en grito cuando salen de cenar; La camarera del bar no entiende lo que significa "un cortado con poca leche"; El de la gasolinera se pasa el día hablando de sus problemas delante de todo el mundo; La máquina más molesta sólo funciona a primera hora; El camión cisterna siempre limpia la calle el domingo temprano; El perro de arriba no para de ladrar a todas horas; su dueño ladra casi tanto como él; ¿En verano la gente no se lava o qué?; El conductor del autobús de línea es un auténtico animal; La cajera del súper es muy antipática; Los ambientadores me provocan alergia; La que da el tiempo en la radio es realmente estúpida; El tipejo vació el cenicero de su coche en la acera; Yo siempre tengo razón; oiga: ¿no va a descolgar el puto móvil?; coma pipas si quiere, pero no tire las cáscaras al suelo; ¿No puede hablar sin gritar?; ¿Por qué no me escuchas cuando te hablo?; La prensa cada día es más sensacionalista; Cualquier gilipollas se ampara en el anonimato de internet para provocar, insultar, presumir y verter las opiniones más delirantes ...
.
El infierno son los otros.

¿El infierno somos los otros?


5 comentarios:

  1. eso último de todo lo escrito si que es verdad. Yo de hecho lo hago,
    "quien no me quiera leer que no me encuentre"

    respecto de lo demás será cosa de un mal día porque la retahíla de casos parecen síntomas de una subida no aclimatada de temperaturas,.... en cuanto la gente se aclimate volverá la normalidad, bajará el número de asesinatos, el camión de la basura chirriará menos, tu compañera de enfrente se fumara un cigarro y se calmará dejando de dar golpecitos en la mesa.... ezetera, ezetera, ezetera...

    ResponderEliminar
  2. Espero que cuando nos juntemos no coincidan nuestros biorritmos en el punto álgido.!Vaya miedo!
    Sí a todo.
    Dato: En mi calle,en Madrid, el camión de la basura pasa a las 8.20 de la mañana, cuando todos los coches intentan salir de sus garages....mola,eh?

    ResponderEliminar
  3. Joder, acabas de describir mi vida en Sevilla como yo no podría haberlo hecho...

    ResponderEliminar
  4. Es muy cierto lo que enunció Sartre. Ahora bien, para Satanás & Cía. y sus secuaces (piénsese en cualquiera de ellos), ¿quién es el infierno?

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...