jueves, 25 de febrero de 2010

Creador vs. amigo. Salvad al creador, no al amigo

"El poder detesta la crítica y ama la adulación. Sucumbe en ocasiones a la tentación de financiar propaganda, de primar lo ideológicamente afín o de tomar decisiones arbitrarias".

Hace algunos semanas hablábamos de
subvención como métido de subordinación intelectual.
Los párrafos que siguen, abundan en esta reflexión, advierten de sus peligros y exponen, a día de hoy, cómo está la situación.

El modelo latino de subvención a la cultura es mejor que el sajón, en manos de las empresas privadas. Pero: uno, está mal gestionado por la tentación de premiar a los amigos; dos, está inmerso en polémicas estrictamente políticas y completamente ajenas a la cultura en sí misma.


-----------------------

Cíclicamente arrecia la campaña contra las subvenciones a la cultura. Y esa mala prensa favorece que en tiempos difíciles la tijera presupuestaria entre a saco en los departamentos de Cultura. Si a esta crisis general se agrega también una crisis particular, como la que sufre el modelo de explotación comercial de la música o el cine (¿y el libro?) debido a las nuevas tecnologías, el resultado es pavoroso. Disminuyen los conciertos, encogen los circuitos teatrales y menguan las exposiciones ambiciosas. También ha ocurrido con la venta de coches o la construcción de casas, pero en tales casos la administración ha recorrido el camino inverso: poner en marcha líneas de ayudas para incentivar la compra de automóviles e inventarse medidas (Plan E) para absorber la mano de obra desocupada por la hecatombe inmobiliaria."Es un clásico. La cultura carga con el sambenito de ser un sector subvencionado, cuando las ayudas son escuetas y limitadas".

(…)

¿Qué pasaría sin fondos públicos? El cineasta y escritor David Trueba lo tiene claro: "Si no fuera por el Estado hace mucho tiempo que el Museo del Prado habría sido abandonado a las ratas, la catedral de Burgos hoy sería un conjunto de adosados y el acueducto de Segovia, un intercambiador de autobuses".

(…)

Al margen de la rentabilidad económica, los del gremio inciden sobre la rentabilidad inmaterial. ¿O alguien pide que den beneficios los colegios? "El Estado debe contribuir a la mejora de las infraestructuras que eleven el nivel de formación del país", plantea la directora del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM), Consuelo Ciscar.

"Si hay, corríjanse los clientelismos, pero ni más ni menos que en otros sectores".
Porque el clientelismo es un efecto perverso del modelo latino. El poder detesta la crítica y ama la adulación. Sucumbe en ocasiones a la tentación de financiar propaganda, de primar lo ideológicamente afín o de tomar decisiones arbitrarias.

¿Algunos ejemplos?

- Sangre de mayo. La película de José Luis Garci recibió 15 millones de euros de la Comunidad de Madrid. Es la subvención más generosa recibida por un filme español. Garci aseguró que habría necesitado seis millones más: "Es una superproducción de bajo presupuesto".

- España, sueño imposible. La Diputación de Castellón, en manos de Carlos Fabra, financió en 2008 la edición de un libro que ensalzaba a Franco escrito por José Luis Lapeña, un coronel de artillería retirado que falleció antes de que el libro se publicara. El diputado de Cultura, Miguel Ángel Mulet, adujo que "debe existir información en todos los sentidos".

Cúpula de la ONU. La obra de Miquel Barceló para la sala XX de la ONU en Ginebra costó 20,35 millones de euros (18,5 millones iniciales más una desviación presupuestaria del 10%). Una pequeña partida de 500.000 euros salió de los Fondos de Ayuda al Desarrollo, justificada por su contribución a la promoción de los derechos humanos y el multilateralismo.

El proyecto intercultural de Kepa Junkera. El anterior Gobierno vasco (PNV-EA-EB) subvencionó al músico Kepa Junkera con 700.000 euros (470.000 euros salían de las arcas de Asuntos Sociales, que justificó su decisión porque el proyecto coincidió con su impulso a las políticas de interculturalidad, inmigración y emigración). En un manifiesto suscrito por unos 250 artistas, se denunciaban los criterios "arbitrarios" y "escandalosos" seguidos para otorgar estas subvenciones.



----------------
El artículo original lo publica hoy El País: Salvad al creador, no al amigo.
Hemos extraído algunos fragmentos que nos han parecido relevantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...